Uno de los puntos oscuros del Presupuesto 2019 que la gobernadora envió este martes a la Legislatura bonaerense pone en riesgo el financiamiento del Fondo de Garantía de Sustentabilidad de la ANSES. Es decir, corre peligro el dinero que utiliza el Estado para el pago de jubilaciones y programas sociales.

En concreto, el artículo 33 plantea: “autorízase al Poder Ejecutivo a endeudarse con la Administración Nacional de la Seguridad Social a través del Fondo de Garantía de Sustentabilidad del Sistema Previsional Argentino, con el objeto de financiar proyectos actualmente en desarrollo o que se prevea iniciar, atender el déficit financiero y/o regularizar atrasos de Tesorería”.

En diálogo con Primereando, el diputado provincial de Unidad Ciudadana, Walter Abarca, sostuvo que el pedido de autorización de Vidal para endeudarse con ANSES es “sumamente riesgoso”. Y advirtió que “están dejando la puerta abierta para pedirle plata a la ANSES, sino pueden colocar deuda en los mercados. Cuando este modelo explote y la Provincia no pueda devolverle la plata al Fondo de Garantía de Sustentabilidad, tienen el argumento para ir por la privatización del Sistema Previsional”.

Acorde a los números estimados de la “Ley de Leyes”, el gobierno bonaerense solicitará la autorización de un endeudamiento con ANSES cercano a los 25 mil millones de pesos.