La intendenta de Quilmes, Mayra Mendoza, repudió la represión policial a los trabajadores despedidos del Frigorífico Penta, de Bernal. "El Municipio de Quilmes manifiesta su repudio a los hechos de represión hacia los trabajadores", aseguró en redes sociales. 

"El titular de la empresa, Ricardo Bruzzese hace dos semanas que no permite el ingreso del personal su lugar de trabajo, no abonó los sueldos ni acató la conciliación obligatoria", insistió la dirigenta peronista. 

Por último, Mendoza concluyó: "El municipio buscará resolver este conflicto junto a Nación y Provincia. Nunca la violencia será una solución a los conflictos".