Los gremios docentes y estatales bonaerenses y el gobierno de la provincia de Buenos Aires encararon la primera comisión técnica de la era Cambiemos, que se realizó en el Ministerio de Economía, en La Plata, con funcionarios de María Eugenia Vidal. A pesar de la insistencia de los gremialistas para comenzar a discutir los salarios, los funcionarios se plantaron y confirmaron que las charlas salariales serán a partir del 3 de febrero.

En los encuentros, que se extendieron por más de dos horas, los referentes de las entidades gremiales plantearon a los funcionarios de las áreas de Educación, Trabajo y Economía sus inquietudes en material laboral, de prestaciones sociales, y de las condiciones laborales de salud e higiene.

Del encuentro no participó ningún ministro ni secretario, y allí sindicalistas docentes del Frente Gremial y de la Unión de Docentes de Buenos Aires (Udocba) indicaron que también se debía analizar la cuestión salarial, pero recibieron como respuesta que este tema se abordará el 3 de febrero.

Es que el gobierno bonaerense prefiere esperar hasta el mes que viene para iniciar formalmente las discusiones salariales ya que el ministro de Economía, Hernán Lacunza, pretende tener un panorama de la recaudación fiscal de enero.

En el encuentro los gremios docentes expresaron su preocupación por las prestaciones asistenciales como en el caso de IOMA, las agresiones que sufren los docentes en los últimos años y reclamaron garantías edilicias para el inicio de las clases que arrancarán el 29 de febrero.

Tras la reunión, el secretario adjunto de Udocba, Alejandro Salcedo, dijo a la prensa que “las preocupaciones nuestras son el salario y las condiciones de trabajo: hoy de salario no se habló, pero esperemos que den la propuesta y que se solucione; y, además, que atiendan el blanqueo salarial de los docentes”.

“Hoy no se puede vivir en la Argentina con un sueldo menor a 12.000 pesos. Esperamos que la respuesta salarial de respuestas a la canasta familiar que tiene que afrontar hoy”, expresó y añadió que “esperamos que la Provincia atienda los problemas de infraestructura y de la violencia escolar”.

En tanto, la FEB detalló en un comunicado que los gremios también plantearon una serie de temas a discutir vinculados con la cobertura de cargos de preceptores en primaria; resoluciones de titularización; la universalización de capacitación obligatoria, con la organización adecuada para que pueda hacerse efectiva en todos los niveles y servicios; y designación de equipos dobles en cada turno y en todos los niveles.

Además, se pidió analizar la designación de bibliotecarios por turno y en todos los niveles; licencia por violencia de género; extensión de la licencia por maternidad, paternidad y adopción a fin de igualarla a la existente en otras jurisdicciones; licencia para acompañamiento parental ante enfermedades crónicas de niños y adolescentes; reubicación laboral a docentes recalificados; y reglamentación del art. 15 del Estatuto del Docente.

También se solicitó cumplir el acuerdo paritario de preocupacionales y exámenes médicos periódicos; aplicación de le ley 14.070; atender la problemática de los accidentes de trabajo y enfermedades profesionales en el encuadre de licencia ante rechazo de ART dentro del período de apelación;

Mirta Petrocini, presidente de la FEB, había planteado la necesidad de “iniciar cuanto antes la discusión de la cuestión salarial de los docentes en la provincia de Buenos Aires” y había analizado que “este año se deberá tener en cuenta el impacto que tendrá sobre el bolsillo de los docentes, medidas que están anunciadas, como reducción de los subsidios al transporte y a los servicios; más la prometida modificación en el impuesto a las Ganancias”.

Por su parte María Laura Torre, secretaria gremial del Suteba, aseguró que se plantearon “la cobertura de todos los cargos que ya están creados por resolución, sumado a la creación de nuevos cargos. Sobre infraestructura, reclamamos por un plan concreto en cada una de las instituciones educativas para combatir el dengue en las escuelas de verano y previo al inicio de clases, sumado al pedido de informe del plan de obra previsto para garantizar que el 29 de febrero no haya riesgos de inicio.”

Misma suerte corrieron los estatales quienes acordaron mantener un encuentro la semana próxima para analizar la situación laboral de los empleados de planta temporaria.

Por su parte, Diego Rétola, representante de UPCN, aseguró que “en la reunión primó la necesidad de discutir salarios, de habilitar la discusión salarial” y añadió que “nos convocaron para el 3 de febrero”.

“También se habló de los recientes despidos en la provincia y si bien se ratificó la continuidad de los becarios del Ministerio de Salud y de los empleados precarizados de la Dirección de Escuelas, se puso en debate a todo el resto y se nos anuncia que los contratos serán prorrogados por tres meses y se evaluará la continuidad laboral”, dijo.