Martín Ferguson es director de la EP N2 de Vicente López. Durante la semana previa al 24 de marzo, organizó una actividad en el marco de "Plantamos Memoria", en sintonía con lo propuesto por los organismos de Derechos Humanos. Ahora, fue separado de su cargo y está siendo hostigado laboralmente. 

A través de una carta pública, Gabriela Sánchez Antelo, su pareja, contó el difícil momento que vive Ferguson. 

"A Martin se lo separó de su cargo de director y se le inició una investigación sumaria, además de una denuncia penal por 'explotación Infantil'", contó. La denuncia tiene que ver con que un padre de un niño aseguró que su hijo llegó "muy cansado" a su casa luego de las actividades del Día de la Memoria.

"¿Cómo les explicó que su padre, su maestro fue acusado de explotación infantil por intentar proyectar el jardincito de la memoria?", recordó la mujer en una carta que publicó AGENCIA PACO URONDO.