Desde la llegada y profundización del modelo Cambiemos en la economía nacional, tanto la industria argentina como el poder adquisitivo de los trabajadores cayeron a niveles de los 90' y 2001, cuando la Argentina atravezó una de las peores crisis de su historia.

En ese contexto, la CGT y la CTA se reunieron con entidades de pequeños y medianos empresarios y acordaron preparar una “gran marcha nacional” para la primera semana de abril en contra de las políticas de ajuste de Mauricio Macri y el Fondo Monetario Internacional. 

Ademas, según informó el portal Gestión Sindical, desde hace días existe un diálogo abierto con dirigentes del Partido Justicialista que se sumarán a la movilización de protesta contra la política económica que desarrolla Cambiemos y sus resultados.

La idea de la marcha comenzó a cobrar cuerpo en la reunión de la mesa de Acción Política del PJ del miércoles pasado en Ferro, en la que participaron uno de los secretarios generales de la CGT, Héctor Daer y Víctor Santa María (encargados de edificios), junto a Hugo Moyano, Ricardo Pignanelli y Horacio Ghilini. También participó el jefe de la CTA de los Trabajadores, Hugo Yasky.