El economista Guillermo Nielsen indicó que el FMI quería que “saliera el acuerdo” con el gobierno de Mauricio Macri pero estimó que el organismo "dejó en claro sus dudas y objeciones" sobre el programa económico de Cambiemos. Así se expresó poco después de que se confirmara la ampliación del acuerdo entre la Argentina y el FMI que alcanza los 56.300 millones de dólares y que liberará 5700 millones para engrosar las reservas.

"Me preocupa lo difícil que es salir del Fondo", apuntó el ex Secretario de Finanzas durante el kirchnerismo. "Se dio a conocer que había salido el acuerdo y el riesgo país no bajó. Está claro que en el 2019 no va a haber problemas, pero a partir del 2020 no está claro cómo se sigue", aseguró. De fondo se agrava el principal problema de la gestión macrista: la deuda externa está cerca del 100% del PBI, como en la previa de la crisis de 2001. 

Sobre el acuerdo firmado, Nielsen señaló que "el staff del Fondo también le pasa factura a los errores de política económica en la Argentina". Consideró que “trataba de ayudar a que saliera el acuerdo con la Argentina, pero a la vez dejando en claro sus dudas y objeciones", y que la mayor es “la sustentabilidad de la deuda”, a la que definió como “el gran problema en el que la gestión económica del Gobierno nos mete”.

Según reseñó Página 12, el economista añadió que "la deuda en sí misma no era un tema y el FMI no estaba ni en la pantalla de radar".