En la primera jornada cambiaria bajo el cepo macrista, el dólar retrocedió cuatro pesos y terminó operando a $57 en el Banco Nación. En algunos bancos privados se vende cerca de los $ 59.

De esta manera, la imposición del cepo logra acotar la demanda del billete y le da cierto aire al Banco Central, que por lo pronto no tiene la necesidad de dilapidar reservas en pos de estabilizar el tipo de cambio.

Mientras, se dio el regreso del dólar blue, es decir, el que se vende en las cuevas financieras. Según relevó Primereando Las Noticias, llegó a los 60 pesos. "El precio varía minuto a minuto, hay mucho desconcierto", aseguró a este medio un "arbolito" que opera en el microcentro porteño.