Tras el feriado por Navidad, el dólar volvió a crecer: la moneda saltó 46 centavos a $ 39,50 en bancos y agencias de la city porteña. ¿Llegará a 40 antes del cierre del 2018?

La pregunta que todos los analistas es la siguiente: ¿Se terminó la calma cambiaria que duró entre noviembre y buena parte de diciembre? Habrá que esperar para responder esa pregunta. Como sea, termina otro año con la misma lógica con el que empezó: crecimiento de la deuda externa y fuga divisas. Ese combo explosivo impacta sobre la divisa norteamericana. 

Mientras, el riesgo país volvió a subir y es récord en más de 4 años. Creer o reventar: está en un nivel superior a lo que pasaba durante el kirchnerismo, cuando supuestamente gobernaba el populismo tan odiado por los mercados. ¿La antesala de una nueva tormenta?