Según el INDEC, en manos del economista macrista Jorge Todesca, la actividad de la industria manufacturera de noviembre de 2018 presentó una baja del 13,3% respecto al mismo mes del año 2017. Es una caída récord y es una pésima noticia para el país. 

Así las cosas, los primeros 11 meses de 2018 terminaron con un retroceso del 3,8% y todavía falta registrar diciembre, que también fue muy malo. 

Desde junio, cuando el Gobierno de Mauricio Macri decidió acordar con el FMI, el sector industrial se desplomó y registró caídas muy fuertes todos los meses: acumula un retroceso de más del 30% en 6 meses.

Pero las malas noticias no terminan ahí: el 29% de los industriales anticipa una caída del empleo en sus plantas durante el período diciembre 18 - febrero 19. Sólo el 7% prevé un aumento. 

Con respecto a las horas trabajadas, el 38% anticipa una caída para los próximos tres meses.