Según testigos, un interno de la línea 500 rozó un patrullero y "rompió el espejo sin voluntad". El chófer fue golpeado y terminó un hospital. Uno de los uniformados fue demorado.

El viernes a la tarde el chofer Cristian Cabral, que conducía por las calles de Florencio Varela el interno 820 de la Línea 500, fue agredido por unos agentes policiales.

El incidente se generó cuando Cabral intentó cruzar la céntrica avenida San Martín, ingresando a la calle Sallarés, y fue interceptado por un móvil de la Policía Bonaerense de cuyo interior salió un agente que lo increpó acusándolo de haberle rozado el espejo del patrullero.

Según los testigos, muchos de ellos pasajeros, negaron que el hecho haya existido.

Incluso un compañero de Cabral que iba detrás conduciendo otro móvil confirmó que nada de eso ocurrió.

Finalmente, el policía que agredió al colectivero fue detenido por sus propios colegas y trasladado a la comisaría más cercana, al tiempo que la gente lo abucheaba. Por su parte Christian, tras hacer la denuncia correspondiente, se recupera de los golpes en su casa.

Mirá el video:

Fuente: Diario Registrado