El chico habría querido evitar un control policial cuando fue herido por la espalda. El hecho ocurrió el domingo pasado en Lomas de Zamora. El joven, de 19 años, se llama Gonzalo Nahuel Sala y lucha por su vida.

“No estaba armado. Sólo que no quería que le sacaran la moto o lo multen porque ya le habían hecho una por 14 mil pesos”, señaló Osvaldo, el padre del joven, al portal InfoRegión.

Según reseñó El Destape, la Justicia estaría investigando a tres gendarmes, responsables de los disparos. Desde el Ministerio de Seguridad no brindaron ninguna información oficial.

Mientras tanto, Sala se encuentra internado en grave estado en el hospital Gandulfo. Su estado es reservado.