(Ignacio Cantala) Uno de los aspectos que construyen la forma y el fondo de un dirigente político surge de la relación existente entre su discurso y su accionar.

La coherencia entre ambos aspectos configuran dirigentes creíbles y auténticos.

Por el contrario, la distancia compone dirigentes aceitosos, resbaladizos o simplemente mentirosos.

Esta demás decir que la figura de un político excede este clivaje. Y es más complejo aun cuando el desarrollo de herramientas de comunicación y marketing interfieren para amenizar, extinguir o dibujar la distancia entre lo dicho y lo hecho.

La Provincia de Buenos Aires, en varias localidades, se encuentra afectada por una inundación que genera una crisis económica, social y hasta humanitaria para los sectores humildes afectados.

En La Emilia, partido de San Nicolás, un hombre arrasado por el caudal del río se encuentra desaparecido. La geografía política de TN la ubico como parte de la Provincia de Santa Fe, llevando al punto de mayor ridiculez su ejercicio de blindaje a la gobernadora bonaerense.

En este contexto la gobernadora Vidal se encuentra ejerciendo el derecho constitucional de vacacionar que asiste a todo trabajador. Sobre este punto no hay cuestionamientos, aunque los reproches son legítimos al entender que, gobernar la Provincia más grande del país no es un trabajo sino una enorme responsabilidad que debe ejercerse como servicio.

El problema de Vidal, que le implico una enorme cantidad de críticas está en la posición que ella tomo en relación a Scioli en una situación similar. El ex gobernador de viaje en Italia retornó de inmediato, quizá consciente del error. De la gobernadora Vidal nadie confirmó el regreso.

Las constantes no existen solo en la naturaleza, sino también en la política. Tan inalterable como la velocidad de la luz en el vacío se ubica la protección mediática de la que goza Vidal, extendida por supuestos motivos económicos hasta los medios encuadrados en la constelación K. Ella lo acompaña con su permanente intento de rostro angelical, sonrisa artificial, espalda erguida y piernas cruzadas.

El asunto es que la porción de Buenos Aires bajo el agua no tiene respuestas. Los intendentes no reciben ayuda. De los depósitos de los Ministerios de Desarrollo Social de provincia y de la nación no salen camiones con agua, velas, repelente, colchones ni productos de limpieza.

Tampoco acompañan la tragedia con presencia territorial. La gestión de Scioli supo administrar su propia inoperancia y escasez de recursos con la presencia de sus funcionarios en la zona de conflicto y por los camiones que enviaban desde la Nación.

Por el momento la presencia la pusieron las fuerzas de seguridad provinciales que en San Nicolás reprimieron a los vecinos que reclamaban agua potable.

También es necesario reconocer la presencia solidaria de la militancia peronista, principalmente de La Cámpora. Es probable que la presencia de voluntarios y militantes que puso en evidencia la inacción del gobierno nacional y provincial haya sido la razón por la que la policía se encuentra apostada al ingreso de La Emilia para impedir la recepción de donaciones que no provengan del estado.

La fórmula del macrismo prioriza ocultar la inoperancia a resolver las necesidades de los afectados.

Tampoco se puede obviar la figura del ignoto vice gobernador que quedo a cargo de la administración de la provincia. Los ministros lo informan de la situación por mera formalidad pero como a todo radical en la alianza Cambiemos nadie le reconoce poder político.

El modelo de gestión de Vidal que en campaña decía "estar al lado de cada uno que sufra y tenga necesidades" hoy en el hacer, se encuentra en Playa del Carmen.

La campaña publicitaria pretende que todos pongamos un granito de arena para tener una temporada exitosa. Vidal eligió las paradisíacas playas mexicanas para poner su granito de arena. Quizá su elección abriga el interés por aprender como no debe combatirse el narcotráfico o quizás para saber somo subsistir con el. El presidente de Mexico Peña Nieto y amigo de Macri tiene mucho para contarle.

Mientras tanto, la costa atlántica vive su peor temporada de los últimos quince años.

El clima siempre resultó un factor relevante para el éxito de una temporada, pero a los turistas no los afecto el sol, ni las nubes, sino las consecuencias de la política económica nacional y provincial signada por un ajuste que deprimió el salario y la capacidad de consumo. Para los expertos del marketing la reducción del tiempo de ocio debe ser atribuida a nuevas culturas y modos de vacacionar. Los llaman microveraneantes. La definición no sería irónica si se completa con realidades de microsalarios y microbolsillos. El tercer trimestre del año arrojó una desocupación de dos dígitos,10,6%, y una caída del salario real mayor a 15%.

Los sondeos de opinión publicados por los medios concentrados socios del gobierno ubican al PRO últimos en la carrera electoral. Ello obligó a Macri a salir a caminar el conurbano.

La reacción de la gente confirmo la profecía de Emilio Monzó cuando destacó que el timbreo sin política se convertiría en un ring-raje. En San Martin y pese a los esfuerzos del intendente anfitrión, Macri y Vidal recibieron en primera persona el repudio de quienes no se resignan a ser microciudadanos.

Mientras tanto, una sola área de gestión de la provincia de Buenos Aires funciona como un reloj. Con ejecución presupuestaria notable y aumento de partidas, el presupuesto 2016 triplicó los fondos de publicidad y propaganda a la par que se reducían las partidas de Salud, Educación y Seguridad.

La decisión de Vidal es correcta. Se requiere mucha plata para sostener la bondad mediática así como para ocultar la brecha entre lo que dice y lo que hace.

Nadie duda del conocimiento de Duhalde sobre las frases de cabecera del peronismo. Sin embargo, parece que el socio politico de Vidal no le acerco una de las clasicas y los peronistas que se sumaron al gobierno provincial por la moratoria afirman relajados en sus despachos que se trata de un peronismo aggiornado donde la idea de que "mejor que decir es hacer" es reemplazada por "mejor que hacer es decir que hacemos".

Mientras todo esto sucede Marcos Peña busca temas que consoliden y distraigan de lo relevante al electorado de derecha y de clase media temerosa que se disputan con Massa. Enero fue el turno de los vendedores ambulantes y de la baja de edad de imputabilidad para los menores.

Un analista de referencia recuerda que los proyectos de inclusión cierran con consenso y la gente adentro y los proyectos de exclusión cierran solo con represión.