Un estudio de CEPA sostiene que tras un año y medio transcurrido de la gestión del actual gobierno resulta cada vez más evidente la situación de retroceso y el proceso de deterioro de las condiciones de vida de las personas mayores de nuestro país, quienes día a día ven disminuir el poder adquisitivo de sus jubilaciones, lo que afecta notablemente su capacidad de compra de bienes de consumo básicos.

Sin lugar a dudas, en el marco de este contexto desfavorable, la problemática en torno a los medicamentos adquiere mayor relevancia. En este sentido, al mismo tiempo que PAMI recorta sus prestaciones y disminuye la cobertura de medicamentos, se registra una tendencia preocupante de incremento sostenido de los precios de venta de los mismos.

Algunos datos claves:

. Los remedios más consumidos las personas mayores treparon hasta un 236% en 2 años.

. La suba promedio de los 50 remedios más demandados fue de 98,9%.

. La situación se agrava si se toma en cuenta que el PAMI viene recortando prestaciones de manera sistemática para reducir el gasto.