Contra los pronósticos del Gobierno este lunes la divisa estadounidense volvió a subir.

Luego de la fuerte devaluación que sufrió el peso argentino la semana pasada y que llegó a su techo histórico de $23, el dólar volvió a subir. El viernes pasado el Banco Central de la República Argentina (BCRA) obligó a los bancos a desprenderse de parte de sus tenencias en dólares. Sin embargo la divisa norteamericana pasó de $22.20 a $22.30.

Si bien en las primeras horas de la rueda bancaria el dólar parecía ceder, incluso perforando el piso de los $22, la presión sobre los bancos resultó fallida y no solo se recuperó sino que superó al cierre del viernes.

El último viernes a través de una resolución del titular del BCRA, Federico Sturzenegger, la entidad había resuelto que a partir del lunes los bancos se veían obligados a adecuar su posición global neta en moneda extranjera a un máximo del 10% de su patrimonio computable o de recursos propios líquidos. Antes ese máximo era del 30%, por lo que el sistema bancario debió desprenderse de unos 1.500 millones de dólares.

En el segmento mayorista, en tanto, la divisa abrió a $22,85 y en una primera instancia bajó hasta los $21,60. No obstante, luego revirtió la tendencia y cerró en $21,96. El viernes había concluido la jornada en $21,90.