El Indec, ahora en manos del economista macrista Jorge Todesca, publicó la serie de pobreza e indigencia referida al primer semestre de 2017. Según se informó, bajó del 30 al 28%, en relación a la segunda parte del 2016. Buena parte de esa reducción se explica por los casos de Gran Córdoba y Gran San Juan, donde inexplicablemente, disminuyó un 10% y un 17%, respectivamente.

En el informe publicado por el organismo de estadísticas no dieron mayores explicaciones sobre lo sucedido, aunque aclararon que "se realizarán monitoreos" sobre San Juan. No es razonable que la pobreza haya bajado a nivel nacional un 2%, casi se mantiene igual en el Gran Buenos Aires, mientras que en dos aglomerados la caída es tan pronunciada. ¿Cómo se explica?

Además, el Indec distribuyó datos sobre indigencia, que muestran un aumento en relación a 2016.

El titular del Observatorio de la Deuda Social de la UCA, Agustín Salvia, dio su explicación sobre la baja de la pobreza a nivel nacional: cayó "en 2017 porque 2016 fue desastroso y crítico". El año pasado, el macrismo implementó la parte más dura del ajuste, con una devaluación del 50% que impactó sobre el poder adquisitivo y también sobre la actividad, que cayó casi 3%. Este año, en comparación, mejoraron los indicadores sociales, luego de un 2016 muy duro.