Una investigación periodísitca descubrió que una empresa vinculada a Mauricio Macri saqueó la obra ya cobrada del Hospital del Bicentenario de Ituzaingó y trasladó el mobiliario, puertas, heladeras, aires acondicionados y elementos de decoración con destino a otra obra, aún no cobrada, en el Monumento de la Bandera en Rosario.

El macrismo y la obra pública siguen manteniendo una vinculación oscura. En el día de ayer, un camión de la empresa Laser Express, a las órdenes de Creaurban, firma propiedad de Angelo Calcaterra, se presentó en el playón del Hospital Bicentenario de Ituzaingó y comenzó a vaciar las aberturas y mobiliario del nosocomio.

La operación, detectada por los vecinos y dada a conocer por el portal El Disenso, fue denunciada en la Municipalidad, lo que motivó que el Subsecretario Marcelo Chiarida se hiciera presente en el lugar.

El hospital en cuestión se encuentra bajo jurisdicción del PAMI, por lo que la municipalidad no posee acceso al estacionamiento donde se realizaba el retiro de mobiliario.

La intervención de efectivos policiales, logró constatar con los choferes de la empresa de transporte que los elementos que estaban siendo retirados del hospital debían entregarse en el Monumento de la Bandera, donde la firma del primo de Macri posee otorgada una obra por la Municipalidad de Rosario.

En declaraciones a El Disenso, el Subsecretario Chiaradia confirmó el destino de los elementos retirados y explicó que luego de que CFK dejara el hospital en un 95% de finalización en el mes de diciembre de 2015, al asumir Cambiemos tanto la Gobernación como Nación suprimieron el envío de fondos evitando de esta manera que se pudiera inaugurar. El funcionario alertó sobre el proceso de deterioro y abandono que el nosocomio esta sufriendo, agravado por el vaciamiento realizado por parte de la empresa Creaurban.