El gobierno porteño avanza en lo que denuncian como una "privatización del Río de la Plata". Se trata de un proyecto para ganarle tierras al agua y construir stacionamientos y nuevos espacios que generarán mayores ingresos para privados.

El 29 de noviembre de 2018, la Legislatura porteña aprobó el convenio 22/2004 suscripto entre la Ciudad y Nación para evitar el cierre del Aeroparque porteño. En su momento, tras el accidente del vuelo 3142 de Líneas Aéreas Privadas Argentinas (LAPA), se habló del cierre de ese espacio en 2005. Por eso, un año antes, Néstor Kirchner y Aníbal Ibarra concretaron este convenio. 

Sin embargo, recién el año pasado Larreta envió un proyecto de ley para aprobar en la Legislatura el convenio firmado hacía 14 años, pero incluyó un cambio: se eliminó la ampliación norte por un relleno céntrico.

Según se reveló el relleno central va a tener una superficie de espacio verde y 700 cocheras cubiertas, subterráneas, que le generan ingresos a la empresa que se haga cargo de ellas.

Además, el mismo medio averigüó que  hasta el 35% de ese espacio superficial podrá concesionarse, o sea privatizarse y otorgarse a bares o negocios.

Fuente: Política Argentina, El Destape