Ayer había caído unos centavos, pero finalmente terminó la semana 29 centavos arriba. De esta manera, el dólar sigue subiendo desde diciemrbe de 2017 cuando estaba 17,50. Se espera que siga aumentando en las próximas semanas.

Todos los especialistas coinciden en la moneda norteamericana seguirá valorizándose mientras el Central continúe con su política de bajar paulatinamente la tasa de interés. El banco que conduce Federico Sturzenegger deberá realizar movidas muy cuidadas para evitar que el dólar pegue un salto mayor al esperado y golpeé sobre la política oficial gradualista.

Mientras, se supo que durante diciembre pasado la presión sobre el dólar fue muy intensa: así, se fugaron 5500 millones. Eso aceleró la devaluación de la divisa. Resta saber si esos movimientos de la moneda extranjera no alientan mayor inflación, en alza desde fines del 2017.