La CGT anunció un paro nacional para fines de marzo y el flamante ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne, fue el encargado de salir al cruce. Dujovne dijo que no comparte el diagnóstico de la central obrera porque “estamos muchísimo mejor” y que el paro es "político".

El triunvirato que conduce a la Confederación General del Trabajo (CGT) anunció dos medidas contra el Gobierno de Mauricio Macri para marzo, y se alejó de la mesa de diálogo convocada por el oficialismo. Una movilización para el 7 de ese mes al Ministerio de Producción y un paro nacional para la segunda quincena.

El encargado de salir a responder por el oficialismo fue el flamante ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne, quién disparó que los gremialistas "hacen un uso político” de la medida de fuerza.

"Es un año político, tenemos elecciones legislativas y dentro de la CGT hay distintos sectores que toman nota del año político y hacen un uso político. No tengo dudas de que la cuestión política está jugando un rol importante de lo q pasa en la CGT", disparó el funcionario en diálogo con radio Mitre.

Además Dujovne, dijo que no comparte el diagnóstico de la CGT porque “estamos muchísimo mejor” que hace unos meses y “empezando a salir del pozo”;

Consultado por el rol que tendrá el Gobierno en las negociaciones paritarias, Dujovne reivindicó que las negociaciones son libres en el sector privado, donde el Ejecutivo sólo se limita a homologar los acuerdos, pero admitió que en el sector público, donde el Gobierno es empleador, intentarán imponer condiciones en concordancia con la inflación prevista.

El ex ladero de Carlos Pagni también reveló que piensa elevar este año la reforma impositiva al presidente Mauricio Macri, pero que no se tratará este año “por el ruido de las elecciones”.