“Si fuera el presidente de la Federación Agraria ya me habría comunicado con el gobierno para ofrecer la posibilidad que los pequeños y medianos productores y las cooperativas del complejo federado sean partícipes de la salida que impulsan para la crisis de Vicentin“. Así lo señaló Omar Príncipe, quien precisamente presidió la entidad con sede en Rosario hasta 2018 y actualmente es director por el Distrito VI.

Príncipe, quien también integra el espacio gremial interno conocido como Bases Federadas, tomó distancia de la posición que tomó la conducción de la Federación Agraria en contra del proyecto oficial para expropiar la agroexportadora que entró en concurso por una deuda de u$s 1.400 millones.

El ex titular de la organización nacida como representación de los pequeños y medianos productores recordó que la caída de Vicentin tuvo un impacto muy grande en las localidades del interior. “En algunos pueblos hay acopios que quebraron”, señaló en diálogo con el programa radial “La banda cambiaria”, que se emite por FM Meridiano. Y agregó: “Si el Estado no interviene, el riesgo es que nadie cobre”.

En ese punto, recordó que fue uno de los firmantes de la carta pública que dirigentes agrarios y políticos le dirigieron al presidente Alberto Fernández pidiendo la transformación de la malograda cerealera en una empresa pública no estatal. Fue a principios de mes, antes de que el jefe del Estado anunciara la intervención de la compañía y el envío de un proyecto para expropiarla.

Príncipe respaldó la iniciativa y consideró que “es una oportunidad de plantear una política agraria que defienda a los pequeños y medianos productores y les dé acceso al comercio exterior”.

En ese sentido, cuestionó el rechazo de la conducción federada a la intervención oficial en el conflicto planteado por el default de Vicentin.

Príncipe, dijo que es “totalmente genuino” que el gobierno nacional tome intervención en la empresa Vicentin y consideró que es necesario pensar “cómo llegamos a este nivel de concentración del comercio exterior”.

Sobre la situación de la empresa el productor señaló que “parecería que la víctima es Vicentin, una empresa que está en proceso de default, tomó créditos cuando no tenía garantías para hacerlo, dejó perjudicados a productores y cooperativas”.

A principios de junio, un grupo de dirigentes, entre los que se encuentra Príncipe, dirigieron una carta abierta al gobierno nacional, a través de la cual expresaron que consideran “imprescindible y urgente que el gobierno tome control de la situación y, utilizando las herramientas del Estado, intervenga urgentemente sobre un concurso que está apañando un fraude y promueva una alternativa para el futuro del Grupo Vicentín, que tome en cuenta los verdaderos intereses del país y la comunidad”.

“Es llamativo que algunos no quieran que participe el Estado de este recurso cuando es totalmente genuino para mí que participe”, sostuvo Príncipe entrevistado tambien por FM La Patriada.

Sobre la situación de la empresa el productor señaló que “parecería que la víctima es Vicentin, una empresa que está en proceso de default, tomó créditos cuando no tenía garantías para hacerlo, dejó perjudicados a productores y cooperativas“.

Principe observó que “algunos no quieren que la Argentina tenga su puerto propio, cuando el principal exportador de Argentina es Cofco que es el Estado chino, hay contradicciones en los que plantean esto.Es bienvenido el debate del modelo agropecuario en su conjunto; es necesario cambiar el modelo agropecuario”, remarcó.

Instó por último a “pensar cómo llegamos a este nivel de concentración del comercio exterior, donde siete empresas tienen todo el poder de exportar e ingresar divisas, que es lo que necesita la Argentina, a veces con tanta urgencia”.

Propusieron que el Estado la transforme “en una empresa pública no estatal bajo control político y social”. Otros firmantes son Claudio Lozano, Pedro Peretti, Carlos del Frade, Fernando “Pino” Solanas, Victoria Donda, Juan Carlos Alderete, Caren Tepp, Letizia Quagliaro, Rubén Giustiniani y Ana Galmarini.