Apesar de haber ganado milloness con los tarifazos que avaló Macri estos últimos 3 años, las empresas eléctricas, en su mayoría vinculadas a la familia presidencial y el oficialismo, amenazan a los argentinos con corte de luz para este verano, si no se da marcha atrás con el congelamiento de las tarifas.

Las eléctricas reclaman que en este momento las tarifas de luz deberían tener un incremento mínimo del 8%. Además argumentan que hoy los usuarios, tras la devaluación, “apenas pagan” el 50% del costo de la generación de la luz.

Según las empresas si se aplicara la actualización del costo de distribución, que según la revisión tarifaria integral, acordaba por el ex-ministro Juan José Aranguren, se debiera aplicar dos veces al año, en abril y en agosto, el servicio debiera aumentar un 20%, sobre la base de la inflación de los últimos seis meses. Esto repercutiría en un incremento total de la tarifa del 8%, incluyendo también los componentes de generación y los impuestos.

“A nosotros los costos nos aumentaron también por inflación: tenemos actualización de paritarias, y nos subió el costo de mantenimiento, de la poda de árboles para que no interfieran en los cables de electricidad, la compra de herramientas, el aluminio, el transformador, entre otras cosas. Si no nos permiten aumentar los ingresos, tenemos que bajar las inversiones, que a la larga lo paga el cliente con una peor calidad del servicio”, amenazaron en declaraciones al diario La Nación.

“Nos costó tanto regularizar la situación. Es una pena volver a quedar desfasados por montos muy pequeños”, agregaron.

Fuente: Noticias en Red