La diputada nacional del oficialismo, Elisa Carrió, reapareció y dejo unas cuantas declaraciones polémicas en las cuales repartió fuertes críticas al ministro de Energía, Dante Sica, como así también al Peronismo, pasando por el sindicalista Hugo Moyano.

Respecto de los propios, la legisladora sostuvo que "con el único que habla es con el Presidente, no hablo con nadie más", a quien tildó como "un presidente histórico"; sin embargo, apuntó contra un funcionario de su equipo de gestión: Dante Sica.

“Lo que no pueden bancarse los militantes golpistas es que uno muera en la Casa Rosada junto al Presidente”, dijo Carrió.

"Durante junio me recorrí todo el país diciéndole a las pymes que vamos a las 'pymes exportadoras', que el Presidente los iba a invitar a Olivos", comenzó Carrió, que agregó: "Ya esperé demasiado, usted antes de fines de octubre convoque a las pymes a Olivos, está postergando las medidas, es la última intimación que hago pública", sostuvo la diputada, hablándole a Sica.

También se refirió al sindicalismo y dijo que "habrá momentos difíciles" en la economía del país, pero que "el pago de la deuda está garantizado". "Los golpistas que querían la crisis final no tienen margen", dijo la funcionaria, que agregó que "va a haber huelgas y disturbios" porque "Moyano está a punto de ir preso, entonces va a parar el transporte, pero tenemos que responder con la no violencia".