A partir de la sanción de la ley de “reforma previsional” en diciembre pasado, se modificó la fórmula de movilidad jubilatoria reduciendo los haberes de 17 millones de personas entre ellos jubilados, pensionados, beneficiarios de la Asignación Universal por Hijo, personas con discapacidad, ex combatientes de Malvinas, entre otros.

Con la nueva ley de movilidad, en marzo, las jubilaciones sólo aumentarán un 5,71% y no un 14,5% como correspondería de acuerdo a la fórmula anterior. Esto implica un deterioro en las prestaciones de la seguridad social de 9 puntos aproximadamente. A modo de ejemplo, hoy un jubilado recibe una jubilación mínima de $7246, con la fórmula de movilidad actual del gobierno nacional pasará a ser de $7660, y no de $ 8296 que le hubiera correspondido con la fórmula de la ley anterior. Es decir que los jubilados de la mínima van a perder en el mes de marzo $636 de sus haberes.

Esta ley se aprobó en un contexto de fuertes críticas de la oposición y movilizaciones populares a las que el Gobierno respondió con una violenta represión.

En este marco, asociaciones de jubilados y pensionados, organizaciones sociales y vecinos autoconvocados lanzaron una campaña “1 millón de firmas contra la Reforma Previsional”, que busca presentar un proyecto de ley que exija la derogación de la nueva ley de reforma previsional.

Para informar al conjunto de la población sobre las consecuencias de la implementación de esta nueva ley, se lanzó un spot el cual explica como se verán afectados no solo los jubilados y pensionados sino también trabajadores que quieran jubilarse en el futuro. Esta nueva ley, baja los haberes jubilatorios y también reduce jubilaciones futuras. Si a un trabajado le correspondía el 60% de su salario en actividad para su jubilación, con la nueva ley le corresponderá un 30 o 40%.

La Diputada Nacional por el Frente para la Victoria Luana Volnovich, afirmó “con la fórmula anterior, en marzo los jubilados de la mínima iban a cobrar el 87%. Es decir que en el 2018 íbamos a alcanzar una tasa de sustitución altísima y es por eso que el gobierno cambió la fórmula, para pagar menos. No quieren pagar ni el 87% ni el 82%, (recordemos que el 82% que otorga la ley es para apenas 600.000 personas) solo quieren hacer negocios con la plata de los jubilados”.

Mirá el video.