Este jueves la Sala 5° de la Cámara en lo Contencioso Administrativo rechazó un recurso extraordinario presentado por el Estado Nacional y por tanto ratificó la legitimidad del diputado nacional peronista Felipe Solá quien participa en la causa abierta contra el decreto reglamentario de la Ley de Blanqueo. Ese decreto permitió la inclusión de familiares de funcionarios nacionales, lo que estaba prohibido en la norma votada en el Congreso.

En conversación con radio 10, Solá dio detalles del caso, y se inclinó por retrotraer la medida para que los familiares de funcionarios beneficiados por el blanqueo paguen tributo por sus bienes. “La Cámara ayer me volvió a dar la razón y demostró que puedo ser litigante. Es un pequeño triunfo porque ahora voy por la cuestión de fondo: ver si vale o no ese decreto. Si me dan la razón, todo el blanqueo de familiares tiene que ir para atrás y que paguen por todos esos bienes”, expresó.

Además, Solá recordó que se blanquearon US$ 117 mil millones de dólares durante la moratoria de 2016. Entre los blanqueadores, hay familiares de los principales funcionarios del Gobierno, entre ellos, el propio presidente de la Nación, Mauricio Macri.

“Desde la oposición pusimos un artículo por el cual ni los padres ni los hijos emancipados ni convivientes -esposas o esposos de los funcionarios- podían blanquear. Ese artículo fue resistido por el mismo Presidente y en el mes de diciembre, Macri a través del decreto 1206 dijo que ese artículo no valía. Es un decreto inconstitucional que contravenía expresamente una ley de la nación reglamentada por él”, detalló sobre el caso.

Para Solá es necesario conocer el nombre de los familiares de funcionarios que blanquearon dinero y bienes en nombre de la debida transparencia de la gestión. "El Estado está renunciando a fondos con los que se podían haber construidos escuelas y hospitales. Hay que recordar qué son las offshore: Es plata que hago en la Argentina, la saco del país y no permito que la Argentina siga desarrollándose”, cerró.