Parece ser que a Macri le gusta cruzar los límites de la ley constantemente ya que se encuentra de gira con obras públicas y a la vez haciendo campaña para las próximas elecciones.

Por ello, la Fiscalía federal con competencia electoral que encabeza Jorge Di Lello salió a retarlo al Jefe de Estado y le remarcó como a un chico que no debe jugar a la pelota dentro de la casa, los alcances de la campaña que puede hacer Macri con vistas a las primarias abiertas simultáneas obligatorias (PASO) del 11 de agosto próximo.

Desde la fiscalía de Di Lello se le "recuerda al Poder Ejecutivo Nacional la plena vigencia de la prohibición de la inauguración de obras públicas, conforme lo prevé el artículo 64 'quater' del Código Nacional electoral", se puede leer en el mensaje público.

Esto significa que, en efecto, Macri no puede utilizar la comunicación de las obras y trabajos hechos durante su administración para hacer campaña por su reelección "sin perjuicio del artículo 33 de la Constitución Nacional en cuanto establece la publicidad de los actos de gobierno".

Fuente: Diario Registrado