Después del visto bueno de la CGT y acuerdos entre el Poder Ejecutivo y las Provincias,  el oficialismo consiguió aprobar la media sanción en el Senado, y ahora se debatirán en Diputados.

Tras una jornada repleta de marchas y movilizaciones en contra de las reformas que plantea el oficialismo, Cambiemos obtuvo la media sanción en el Senado de los proyectos que buscan la reforma previsional y fiscal. El apoyo del bloque que lidera el Senador por la provincia de Río Negro, Miguel Angel Pichetto, fue clave para la aprobación de ambos proyectos.

La reforma previsional obtuvo el visto bueno en la Cámara alta con 43 votos afirmativos, frente 23 en contra y tres abstenciones. El consenso fiscal tuvo 52 aprobaciones y 15 rechazos; mientras que la iniciativa de responsabilidad fiscal consiguió 53 sufragios positivos contra 14 senadores que se opusieron.

Por otra parte, dentro de un debate lleno de chicanas que superó las ocho horas de duración, Adolfo Rodríguez Saá, entregó uno de los discursos más críticos de la noche: "Este camino Cambiemos ya lo ha transitado como parte de la Alianza. Esto va a ser cada vez peor. Y el peronismo estará del lado de los más débiles", sentenció el ex Gobernador de San Luis.

El presidente provisional del Senado, Federico Pinedo, fiel al discurso Cambiemos, destacó principalmente la Ley de Responsabilidad Fiscal: "El acuerdo de hoy es histórico, podría terminar con un drama de la Argentina: el de un país que se destruye cada cierto tiempo porque sus gobiernos gastan más de lo posible", en jubilaciones.

De esta manera el bloque Cambiemos, minoría en la Cámara, consiguió la media sanción de los tres importantes proyectos. El tema deberá ahora ser discutido en Diputados, adonde los bloques del Frente Renovador y el kirchnerismo anticiparon su rechazo.