El Ministro de Energía, Juan José Aranguren, es uno de los ministros más cuestionados de la administración Pro. El aumento de tarifas, que afectó a la mayoría de la población, por otro lado beneficia a grupos concentrados como la petrolera Shell de la que además, el es accionista.

El diputado nacional del FPV-PJ, Rodolfo Tailhade, hizo declaraciones públicas respecto de la situación del ministro. El legislador aseguró que “el problema no es que (Aranguren) tenga 16 millones de pesos en acciones de Shell. El problema es que es el Ministro de Energía y como tal regula el mercado donde Shell es un actor principal”.

“Aranguren le está dando negocios a Shell que después van a repercutir en sus bolsillos. Cuando Shell distribuya dividendos este año se va a encontrar con que Aranguren le transfirió con el tarifazo y otros negocios miles de millones de pesos”, advirtió el diputado de la oposición.

En el mismo sentido, el legislador pidió la renuncia del Ministro de Energía al destacar que “en principio lo mínimo que tendría que hacer (Aranguren) es renunciar, lo cual no lo va a eximir de la investigación penal que surge de la denuncia que hicimos en la justicia federal”.

“El delito está consumado. Si Aranguren renuncia eso no impide que la justicia lo siga investigando por lo cual si renuncia quien saldría beneficiada sería la sociedad argentina porque se saca de encima una persona que está haciendo negocios personales y generando una catástrofe social”, remarcó Tailhade.

Con respecto a la acusación sobre el funcionario Pro, el diputado del FpV, recalcó que “el delito en el que incurrió Aranguren es por negociaciones incompatibles y la verdad que está absolutamente probado. Las pruebas están a la vista de todos”.

Por su parte, el diputado del FPV-PJ, Martín Doñate, salió al cruce del ministro de Energía al afirmar que “Aranguren no debería haber asumido nunca y debería renunciar ya” y agregó “es una vergüenza lo que está sucediendo en el Gobierno con la designación de Aranguren y de otros funcionarios del Ministerio de Energía por la clara la incompatibilidad que tienen para ejercer cargos públicos por los intereses cruzados que existen con sus empresas y las decisiones que toman en el ámbito ejecutivo”.

“El de Aranguren es un caso emblemático. Ni bien asumió el presidente Macri alertamos sobre la incompatibilidad manifiesta de la asunción de Aranguren en ese cargo porque claramente que se estaba vulnerando la ley de ética pública, la 25188, que no permite que un funcionario asuma un rol de ministro habiendo sido Presidente de una empresa a la que ahora debe regular y tomar resoluciones en ese ámbito si no pasaron tres años como lo dice la ley”, enfatizó el legislador kirchnerista.

“Aranguren sigue siendo accionista de Shell y cada decisión que se toma que beneficia o que afecta a Shell, lo beneficia o lo afecta directamente a él, en sus acciones y en sus beneficios”, arremetió el legislador.

Para concluir Doñate, detalló que “Aranguren ya cometió una serie de ilegalidades, no solamente con los tarifazos que dio sin ningún tipo de audiencia pública, incumpliendo la ley. Además de ocho licitaciones de compra de gasoil, siete las ganó Shell, su propia empresa. Por otro lado, la compra de gas a Chile por un 128% más caro que a Bolivia es una irregularidad absoluta. Lo denunciamos en la justicia porque directamente lo benefician a él porque Shell es la que nos vende el gas que viene vía Chile mucho más caro del que viene por Bolivia”, concluyó.