En el medio de las polémicas que generó el discurso oficial en donde se le recomendó a la población "austeridad" y "ahorro" en el consumo de los servicios básicos, el ministro de educación, lejos de dar el ejemplo se tomó vacaciones en uno de los lugares más caros del sur argentino.

Esteban Bullrich fue sorprendido mientras practicaba esquí en Villa Langostura, más específicamente en Cerro Bayo, uno de los centros de esquí más exclusivos de la patagonia.

Cerro Bayo se encuentra a minutos de la villa de montaña y ofrece cerca de 200 hectáreas para la practica del esquí en casi todas sus variables, entre las que se destaca el esquí alpino, el preferido de Bullrich.

Pasar el día en el centro de esquí tiene un costo de $950, convirtiéndose de esta manera en una de los lugares más costosos del sur.

Por su privilegiada ubicación entre montañas, el costo del alojamiento es de los más elevados.

La hotelería tiene un valor por noche de entre 3300 y 4500 pesos y la gastronomía ronda los $1000 por persona con bebida incluida.

Lejos de la austeridad que le pide el gobierno nacional a la comunidad, el gabinete de funcionarios Pro no parece tener reparos a la hora de elegir su lugar de descanso a sólo siete meses de iniciada la gestión de gobierno.