Un numeroso grupo de jubilados se manifestó frente al Congreso de la Nación para protestar por lo que entienden, sería una ley de destrucción del sistema previsional. Al mismo tiempo, comenzaba el debate en el recinto de la cámara baja, los diputados del FPV - PJ acompañaron la protesta tras acordar la posición en contra del bloque, informó Diario Registrado.

El proyecto de ley que permite la "liquidación de activos" de la Anses fue enviado por el Poder Ejecutivo y es probable que obtenga media sanción en la madrugada de este jueves, gracias al voto de los bloques opositores de Sergio Massa (Frente Renovador) y de Diego Bosssio (bloque Justicialista), .

El Frente para la Victoria decidió que votará en contra, tras una reunión realizada este martes. "La venta de acciones descapitaliza a la Anses porque están cambiando una inversión en acciones por un gasto corriente, están liquidando un activo, y eso es lo mismo que hicieron cuando se privatizaron empresas en los años 90 para pagar deudas", había argumentado Axuel Kicillof cuando se presentó el proyecto.

Sin embargo, como ocurrió en el Senado con el nombramiento de los nuevos jueces de la Corte Suprema, la votación podría a partir al bloque: el propio titular del PJ, el diputado José Luis Gioja, había manifestado su acompañamiento, aunque con reparos. Por otro lado, los gobernadores adelantaron su reacción positiva con el artículo que establece la devolución progresiva de los fondos coparticipables retenidos hasta ahora por la Anses.

El núcleo del proyecto es la declaración de la emergencia en litigiosidad previsional: así, el Ejecutivo persigue acordar con los jubilados los pagos de juicios por malas liquidaciones en sus haberes, en dos partes. Primero un 50 por ciento en efectivo y el resto en 12 cuotas trimestrales consecutivas.

El financiamiento de esos juicios, la actualización de los haberes y la nueva pensión a la vejez partirá desde los fondos del blanqueo de capitales que autorizará la misma norma y que irán al Fondo de Garantía de Sustentabilidad (FGS) de la Anses.

La iniciativa también habilita la venta de acciones que la Anses tiene en empresas privadas -producto de la estatización de las AFJP en 2008- beneficiando al Grupo Clarín, los bancos Macro, Francés y Patagonia, Alto Palermo, Metrogas, Metrovías, Edenor, Quick Food e Irsa, apenas algunas de las compañías en donde la Anses tiene acciones.

La futura ley macrista propone acabaría con la ley sancionada por el kirchnerismo, que prohibía vender las acciones sin autorización de los dos tercios de ambas cámaras del Congreso.