Por la crisis y una abultada deuda financiera, la empresa cordobesa Porta Hermanos, que se desarrolla en la producción de bebidas alcohólicas como el famoso Fernet 1882 y también en el negocio del biodiesel con mini destilerías, se presentó en concursos de acreedores y hay 500 puestos de trabajo en riesgo.

Según informaron desde la compañía a diversos medios, la decisión se tomó para "preservar las fuentes de trabajo" y que continuarán operando "con normalidad". Sin embargo, el comunicado oficial indica que la firma "atraviesa dificultades financieras como consecuencia de la coyuntura" por lo que solicitaron el concurso.

"Esta herramienta preventiva nos permitirá realizar un proceso transparente y organizado de reestructuración de las finanzas y así evitar que se erosione el capital de trabajo, la estructura de costos y se dificulte la operatoria empresaria", explica el texto.

Y agrega: "Esta decisión no afectará la actividad de la empresa, ni a nuestra gente. Se continuará con el nivel de producción, líneas de productos y desarrollos tecnológicos. Seguiremos comprometidos con el crecimiento integral de la empresa, su gente y la comunidad, como lo venimos haciendo desde hace 137 años".

Desde la empresa que produce el Fernet 1882 señalaron que el principal problema de la compañía es financiero y no está relacionado con una caída en la actividad y apuntan que se trata de una deuda financiera de $ 1100 millones en créditos contraídos para hacer inversiones. "Queríamos renegociar pero con estas condiciones es inviable", expresaron en referencia a las condiciones de tasas y créditos que, justamente, se gestiona desde el gobierno nacional.

"No se ha despedido a nadie, los sueldos están al día y tenemos proyectos. Esta es una forma de parar a los bancos, que esperan que llegues al límite para recién sentarse a renegociar", señalaron desde Porta Hnos.

Y detallaron: "Lo que necesitamos es plazos y una tasa razonable, porque en un año y medio nos han desangrado".

Fundada hace 137 años, la compañía tiene al alcohol como su core con las ventas de alcohol a granel para las industrias alimenticias y perfumerías como su principal fuente de ingresos. En segundo lugar, se ubica su unidad de consumo masivo, integrado por Bialcohol, Casalta y 1882. 

Si bien está presente en el negocio del bioetanol hace años, en 2016, incursionó en otro segmento mediante la construcción de minidestilerías que convierten el maíz en combustible y alimento para ganado, con una capacidad de procesar 5,5 millones de
litros por año. 

Fuente: Política Argentina