"Me entrevisté con muchos de ellos, te dicen una cosa, pero cuando les ponen un micrófono adelante cambian, como me pasó con muchos jueces también", sostuvo la principal defensora mediática de los genocidas. Las miradas apuntan a Cambiemos.

La titular de la Asociación de Familiares y Amigos de los Presos Políticos de Argentina (Afyappa), Cecilia Pando, sorprendió en las últimas horas con la confesión de que se reúne con políticos, por lo que parece tener más llegada a una porción del arco de la política de la que se creía.

En las últimas horas la Cámara de Diputados y la Senadores aprobaron por amplia mayoría un proyecto de ley que aclara y limita la aplicación del cómputo de pena de dos años por uno para los autores de delitos de lesa humanidad, tras la controversia generada por la Corte.

"Es vergonzoso, entonces saquemos a la Corte y que empiecen a decidir los organismos de derechos humanos y los políticos digan me gusta o no un fallo, y bueno así es el país bananero que tenemos", consideró Pando.

Y añadió: "Los políticos son unos hipócritas, le puedo asegurar que, puertas adentro, me entrevisté con muchos de ellos, te dicen una cosa, pero cuando les ponen un micrófono adelante cambian, como me pasó con muchos jueces también".

Pando enfatizó que "los militares no violaron un semáforo en rojo y se los está acusando de delitos de lesa humanidad inexistentes en los momentos de los hechos, o sea que la Corte aplicó la retroactividad de la ley penal, que es un horror".