Diversas consultoras privadas reflejaron en promedio una aceleración de 0,3% en la inflación de este mes. Las pocas operaciones turísticas, la suba de combustibles y de peajes los principales causantes de la suba de precios.

Enero muestra un repunte de 1,8% en la suba de precios, la temporada de verano empuja hacia arriba la inflación por el turismo, las subas de la nafta y las expensas de los consorcios.

La inflación en diciembre había cerrado en 1,5% para las consultoras privadas, por lo que enero mostraría un +0,3% en el índice de precios.

Según la consultora Elypsis la suba en el primer mes del año podría llegar hasta el 1,9%, “bastante peor que diciembre” señaló Luciano Cohen, economista en jefe de la consultora. Desde la misma calculan una inflación anual para 2017 entre el 20% y el 22%.

Tambien advirtió que "en febrero subirán algunos precios regulados", como la tarifa de electricidad y la medicina prepaga, por lo que "es posible que en los próximos meses el número se ubique entre 1,5 y 1,7 por ciento, ya que el 1,2 por ciento de diciembre fue excepcionalmente positivo".

Cercano al 2% es lo que estiman desde la consultora C&T. Camilo Tiscornia, socio de la firma, asegura  que el 2017 cerrará en torno al 19% y expresó: "Veremos cómo impacta la negociación salarial en la suba de precios; si se puede aplicar el esquema de la negociación bonaerense, es posible alcanzar la meta del Banco Central".

Con niveles cercanos al de C&T calcularon en el estudio de Ferreres & Asociados, su director Fausto Spotorno estima un enero cercano al 1,8% y la interanual en 19,8%.

Por otro lado el estudio Bein calcula una inflación un poco más moderada que rondará el 1,6%para enero según explicó su directora Marina Dal Poggeto.

La estimación de FIEL también va en línea con la que publicó Bein, un 1,5% para enero con posibilidad de variación en febrero según el impacto de las subas en combustibles, prepagas y servicios. "Así que esperamos un enero más bajo que febrero, en el que influirán las subas en los peajes, prepagas y electricidad. Enero puede terminar en el 1,5 por ciento, será un mes un poco más tranquilo que lo esperado y una inflación núcleo por debajo del 1,5 por ciento lo cual es bueno para la política monetaria", aseguraron desde la consultora.