Por la realización de la Cumbre del G-20, el presidente de la Nación, Mauricio Macri, decretó este martes un feriado para el30 de noviembre próximo en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires.

La medida tiene por objetivo facilitar los trayectos y el control de la seguridad durante la cumbre que se desarrollará en Capital Federal desde el viernes 30 de noviembre y el sábado 1 de diciembre.

Para el Gobierno, esta es una medida necesaria y el escenario en el Congreso no era "óptimo", por eso se decidió ir por el DNU.

La justificación de la medida es que "se minimice el impacto urbano producto de la disminución de la circulación de las personas y se favorezca la ejecución de todas las tareas que resultan necesarias para el desarrollo exitoso de la cumbre".