Pese a una nueva intervención del BCRA, el dólar acelera su tendencia alcista en el inicio de mayo y toca un nuevo máximo de $ 21,32, al dispararse 42 centavos, en agencias y bancos de la city porteña.

Con el mayorista en $ 20,90, el Central decidió salir a vender para para ponerle un techo a la cotización, que de igual manera fue rápidamente perforado hasta los $ 21,06. Operadores dijeron que hacia el mediodía, el BCRA ya había sacrificado u$s 400 millones, luego de que el viernes vendiera 1.382,1 millones, el jueves se desprendiera de 853,3 y el miércoles de otros 1.471,7 millones de sus reservas.

"La venta de más de 3.000 millones de dólares de reservas por parte del Banco Central en pocos días despertó muchas dudas acerca de la política cambiaria, su relación con la política monetaria para reducir la inflación y la sostenibilidad de este ritmo de venta de reservas", dijo la consultora Invecq.

En la plaza paralela local, por su parte, el blue escala 35 centavos al récord de $ 21,35, según el relevamiento de este medio en cuevas del microcentro porteño. El "contado con liqui", en tanto, cedió el viernes 17 centavos a $ 20,66.

Luego de la fuerte apreciación que se registró en abril, que llevó al Banco Central a sacrificar u$s 4.731,2 millones en ese período y a subir el último viernes la tasa de política monetaria al 30,25%, el dólar comienza mayo con nuevo salto.

Cabe recordar que el billete llegó a subir 36 centavos el viernes pasado, a su récord histórico intradiario de $ 21,20, pero luego recortó con la decisión de la autoridad monetaria de subir su tasa de política monetaria 300 puntos básicos, una medida sorpresiva si se considera que el tipo de interés de referencia se anuncia cada segundo y cuarto martes de cada mes al cierre del mercado. De esa manera, la moneda terminó el mes pasado con una suba de 44 centavos.

A pesar de la furibunda reacción del BCRA del viernes pasado, los inversores se preparan para una serie de jornadas volátiles, tanto en el mercado cambiario como financiero, donde primará una alta dosis de cautela.

Por su parte, el ministro de Producción, Francisco Cabrera, intentó salir a dar tranquilidad sobre la preocupante situación del dólar y terminó dejando frases para la polémica.

Durante una entrevista con Antonio Laje en A24, el miembro del Gabinete aclaró que "para el Gobierno, no es un tema preocupante" la suba de la divisa norteamericana y profetizó que cuando abran los mercados, la divisa "creen que estará cerca de los $23".

"La actividad productiva quiere un precio más alto", fue la justificación que dio al respecto del tipo de cambio y minimizó el asunto al asegurar que "el dólar es un tema cultural, en Chile no les preocupa".

Fuente: Ámbito, El Destape