Tras el escándalo de los Panamá Papers ahora el Presidente vuelve a estar involucrado en casi una treintena de empresas fantasmas. En la lista figuran también otros funcionarios de Cambiemos, incluidos familiares del mandatario y hasta el propio hijo del ex jefe de Estado Fernando De la Rúa. Algunas sociedades se fundaron el año que comenzó la última dictadura cívico-militar.

En el mundo político que rodea a Cambiemos todo tiene un por qué oscuro. En medio de la polémica por la incorporación de familiares de funcionarios al blanqueo de capitales, revelaron unas nuevas 29 sociedades offshore del Grupo Macri y otras 18 donde figuran funcionarios del macrismo.

La denuncia fue realizada por el diputado nacional por el Frente para la Victoria (FPV), Darío Martínez, quien aseguró que “hasta donde pudimos investigar y comprobar, existen 29 sociedades offshore del Grupo Macri y otras 18 donde figuran funcionarios de Cambiemos y algunos amigos y colaboradores íntimos del Presidente”.

Precisamente el pasado 29 de noviembre Mauricio Macri firmó el decreto 1206/16 por medio del cual se les permite a funcionarios del Estado presentarse al blanqueo de capitales, declaración de la cual habían quedado exentos. Dada esta situación, desde la oposición denunciaron penalmente al presidente acusándolo del “delito de abuso de autoridad y violación de los deberes de funcionario público” por permitir que familiares directos sean aceptados dentro de la moratoria.

Pero lo más escandaloso para el presidente vuelve a reflotar el fantasma de Panamá Papers. Es que las 29 sociedades denunciadas del Grupo Macri fueron creadas a partir de 1976, año que instauraría la dictadura más sangrienta en la historia del país.

La primera empresa en conformarse fue Fracsocma Internacional SA, con el propio padre del presidente, Franco Macri, a la cabeza. La última fue el año pasado, Danae Alliance Company SA, cuyo presidente es Doménico Cappelli, un histórico colaborador de la familia presidencial en la corporación empresarial, según indica el diario Hoy.

Es por ello que Martínez cuestionó que “seguramente Macri y sus voceros van a seguir argumentando que tener una sociedad offshore no constituye delito, que cualquier persona puede tener una, que hay una confusión de nombres y que, jamás tuvieron cuentas o actividad financiera”.

Además del presidente, funcionarios ligados al macrismo también aparecen en la extensa lista de sociedades offshore. Uno de ellos es el miembro del grupo empresario y extesorero de Boca Juniors durante la gestión de Macri, Orlando Salvestrini, presente en los directorios de Lorela SA, Grandberry Inc., Omexil SA, y Niagara Holding Corp.

Lo mismo ocurre con el hermano del presidente, Gianfranco Macri, quien figura en las empresas Kagemusha SA, Joy B28 Corp., Le Mare A18 Corp., Serenity C44 Corp., Yoo H45 Corp., Office One G11 Corp., Inmobiliaria de Negocios Corp., y XG Patagonia Corp. Dentro de los directorios de estas firmas aparecen también su esposa, Eliana Andrea Badessich y su hija Gianina.

Pero la lista de funcionarios PRO que buscan evadir impuestos es mucho más extensa. El secretario de Derechos Humanos de la Nación, Claudio Avruj, uno de los principales responsables del ajuste y los despidos masivos en la cartera que conduce, figura al frente de la sociedad Kalushy SA.

Por su parte, el diputado nacional por Cambiemos Waldo Wolf, aparece nombrado en el directorio de Massparking C.A. SA., de la misma manera que lo hacen el diputado bonaerense por Cambiemos, Daniel Ivoskus, al frente de la empresa Paralelo Cero SA; el secretario de Obras Públicas del Ministerio de Interior Obras Públicas y Vivienda de la Nación, Daniel Chain, en la empresa Intellect Usa Inc; y el director de la Agencia Federal de Inteligencia (AFI), Gustavo Arribas, con La Veneziana Corp.

Además, se encuentran con distintas empresas Párrafo aparte se merece el director artístico del Teatro Colón y exministro de Cultura porteño Darío Lopérfido, quien aparece en la offshore Supernova Productions Inc., con la novedad de que en su directorio también aparece Antonio de la Rúa, hijo del expresidente Fernando de la Rúa.

El empresario y amigo de la infancia de Macri en el club Newmann, Nicolás Caputo, se encuentra al frente de la firma MB 2014 LLC. También amigo del presidente, operador del macrismo en los Tribunales de Comodoro Py y quien maneja una gran porción de los bingos, es el presidente de Boca Juniors Daniel Angelici, quien figura en la compañía Corbalan Services Inc.

El Grupo Macri todavía intenta escapar de la exposición que produjo el escándalo de Panamá Papers, y ahora nuevas sociedades offshore vuelven a evidenciar lo que nadie quiere reconocer dentro del gobierno nacional. Mientras, el presidente decreta que sus familiares y amigos puedan ingresar al blanqueo de capitales, ante la desesperación de las nuevas empresas fantasmas que siguen aflorando y desmienten a más y más funcionarios de Cambiemos.