“El dinero suyo se mezcla con el dinero sucio del mundo y usted ha dicho que las offshore son legales. Serán legales pero se usan para la corrupción, claramente como mínimo están evadiendo impuestos”, recriminó el presidente del bloque de diputados del Frente Para la Victoria, Agustín Rossi, al ministro de Finanzas, Luis Caputo, quien se presentó ante una comisión del Congreso.

La reacción de Rossi vino luego de que Caputo señalara que las empresas offshore “no son delito”. "Es como tener una caja de seguridad", explicó insólitamente el ministro macrista.

Rossi siguió increpando a Caputo: “Usted dijo recién que era testaferro, que prestó nombres. Si es cierto, ¿de quién era testaferro?”, se preguntó el diputado. “¿Por qué no nos dijo en noviembre que usted era prestanombre? Nos está mintiendo. ¿Por qué no lo aclaró en sus presentación jurada de 2015 y 2016? ¿Se olvidó que tenía una offshore. Uno se puede olvidar que tiene una scooter, no una empresa offshore", ironizó.

“Un presidente dijo que a las offshore solo acceden los ricos, y que sirven para perjudicar a las familias trabajadoras. Porque la plata que está ahí no está en el sistema público. Eso no lo dijo Cristina, Lula, Evo Morales o Chávez. No, lo dijo el ex presidente Obama. Ese es nuestro problema: los ricos nos gobiernan”, cerró Rossi.

La reunión en el Congreso terminó en escándalo cuando Caputo decidió escaparse de la reunión, luego de no explicar por qué no declaró su participación en sociedades en paraísos fiscales. La Justicia investiga si cometió un delito.