Daniel Scioli declinó su precandidatura a presidente de la Nación. De esta forma, no habrá elecciones internas abiertas en el Frente De Todos, que tendrá como única fórmula presidencia al binomio Alberto Fernández - Cristina Fernández de Kirchner.

En el entorno del ex gobernador bonaerense aclararon que Scioli no bajó su candidatura sino que fue el nuevo frente electoral el que definió que no hubiera internas en el espacio opositor.

A Scioli le restan dos años más como diputado nacional ya que fue electo en 2017 como legislador de Unidad Ciudadana. Fue el que más tardó en declinar su candidatura luego de que la ex presidenta nombrara a Alberto Fernández como candidato presidencial. Felipe Solá y Agustín Rossi desistieron de sus aspiraciones junto con aquel anuncio.