Una encuesta de la Universidad de San Andrés, que simpatiza con las políticas del Gobierno Nacional, confirmó una caída muy importante en las expectativas que la sociedad tiene de la administración de Cambiemos. El bajón comenzó en las elecciones de octubre pasado y se profundiza mes a mes.

Según la consultora, la satisfacción con la marcha general del país cayó 23 puntos desde el pico postelectoral de octubre (seis puntos en el último mes) y se ubica en el valor histórico más bajo: está en el 30%.

"La insatisfacción sube a su máximo alcanzando un 68% de entrevistados que indican que están muy o algo insatisfechos", agrega. También descendió, del 50% al 29%, la satisfacción con el desempeño del Poder Ejecutivo.

La aprobación de la gestión de Macri continúa a la baja luego del pico de 66% de octubre pasado. Desde ese momento, cayó 20 puntos (cinco desde marzo). En contraste, la desaprobación sigue en aumento y llegó a 52%, un número que alcanza por primera vez en la encuesta de San Andrés.

Otro ítem que marca el descontento es cómo se percibe actualmente la situación del país en relación al inicio de la gestión de Macri. El 46% cree que las cosas empeoraron contra un 29% que sostiene que mejoraron. "Desde hace cuatro meses que la relación se invirtió y la brecha se sigue ampliando, predominando las percepciones negativas sobre las positivas, tendencia que al parecer va en un aumento", concluyó el informe.