La jueza federal aceptó la apelación a la intervención del Partido Justicialista aunque mantiene a Barrionuevo como interventor.

Hace instantes, la jueza federal con competencia electoral María Romilda Servini aceptó la apelación a la intervención del Partido Justicialista. En consecuencia, el futuro del PJ quedó en manos de la Cámara Nacional Electoral cuyo titular Alberto Dalla Vía, admitió que le “preocupa” la situación planteada y que analizarán el asunto “con mucha atención”.

Por su parte, el interventor elegido por Servini, el gastronómico Luis Barrionuevo, seguirá ocupando el cargo de interventor del Partido Justicialista, tal como lo dictó la Jueza días atrás. Según Página12, Servini entendió que no están dadas las condiciones para que exista un "perjuicio irreparable" para los intervenidos, pero concedió la apelación para "asegurar el derecho del peticionante".

A su vez, José Luis Gioja, quien había presentado el pedido de apelación, pidió que la medida tuviera “efectos suspensivos”, lo cual lo hubiera devuelto a la conducción del PJ. Servini, sin embargo, no aceptó el pedido en esos términos y aceptó la apelación con "efectos devolutivos", por lo cual Barrionuevo seguirá al frente del partido.

La palabra ahora la tienen Dalla Vía y Santiago Corcuera, jueces de la Cámara Nacional Electoral. “Cuando la causa llegue, la circunstancia pueda ser igual o distinta a la actual. En ese momento nos abocaremos a estudiar la causa y después resolveremos", declaró el titular de ese tribunal un rato antes de que Servini concediera la apelación. También dijo que "preocupa" la situación generada tras la intervención.