El titular del Banco Central de la República Argentuina (BCRA), Federico Sturzenegger, participó en el 35º Congreso anual del Instituto Argentino de Ejecutivos de Finanzas (IAEF) donde envió un mensaje a los empresarios que lo escuchaban y los convocó a tomar "decisiones inteligentes" a la hora de armar los nuevos precios ya que los argentinos tienen un 5% menos de dinero que en 2017 producto de las distintas devaluaciones.

"La cantidad de dinero que tienen los argentinos es 5% más baja que el año pasado. Eso es lo que define el nivel de gasto posible. Y, por otro lado, los precios están un 10% arriba. Tengan presente lo que está pasando para la propia planificación de ustedes. Les pedimos que lean y miren que es lo que hacemos en política monetaria para que tomen decisiones más inteligentes", exigió.

El pedido tácito para que moderen los precios fue acompañado de un repaso sobre los resultados de 2017: "El Banco Central fue muy criticado por sus políticas de tasas crecientemente restrictivas a lo largo de 2017, pero el año terminó con el mayor crecimiento del crédito en 20 años, una economía que creció 4% y una inflación núcleo de 1,4% mensual en el último cuatrimestre".

Sturzenegger confió que el objetivo de la "institución es recrear ese círculo virtuoso, aun a sabiendas de que enfrentamos un escenario internacional más difícil. Les pido a ustedes que tengan en cuenta estos niveles de restricción de política monetaria a la hora de planificar los precios".

"Nosotros dijimos que si en mayo no bajaba la inflación, íbamos a a subir la tasa. Eso incentivó a muchos actores a irse al corto plazo, ya que es un instrumento que permite no tener la pérdida de capital invertida en una Lebac de más largo plazo. Si baja la inflación, la tasas van a empezar a bajar y es natural que los tenedores vayan a plazos más largos, donde la ganancia de capital va a ser mayor", consideró sobre la situación y la renovación de las Lebac.