La crisis económica y social que atraviesa la Argentina aumentó la inseguridad en el Conurbano y cada vez más crecen los casos de robo seguido de muerte en la Provincia. El pasado 28 de diciembre en Loma Hermosa, partido de Tres de Febrero, delincuentes a bordo de una moto asesinaron a Mateo Villica tras un intento de asalto.

En el día de ayer, vecinos, familiares y amigos del joven asesinado, se movilizaron para reclamar justicia y el esclarecimiento de hechos de inseguridad ocurridos en ese Municipio, así como en la comuna lindera de San Martín.

Desde la puerta de la Parroquia Nuestra Señora del Buen Viaje, los vecinos señalaron la presunta existencia de una “zona liberada” para el delito en la zona y enfocaron sus reclamos a las autoridades comunales de los distritos de Tres de Febrero y San Martín. 

Silvina, tía de Mateo, explicó: “El dolor que sentimos, la angustia, es inexplicable. A Mateo lo vi por última vez antes de las nueve de la noche y me dijo que se iba a la Iglesia. Estaba preparando algo para el día de Reyes. Le pregunté si quería que lo llevara y me dijo que se tomaba un colectivo”. 

Por el crimen, detuvieron a un adolescente de 16 años, mientras que otro sospechoso permanece prófugo.